La cafetería que revoluciona a Washington por sus camareras en ropa interior

FOTOS: El local alcanzó un gran éxito por su particular política de atención, pero también despertó fuertes críticas de quienes consideran que atenta contra la igualdad de género.
La cafetería que revoluciona a Washington por sus camareras en ropa interior

El Bikini Beans Espresso es un gran éxito en Washington gracias a sus camareras que atienden a los clientes en bikini o ropa interior. El local también tiene sucursales en Arizona.

La tienda, que es propiedad del empresario Carlie Jo, es un verdadero éxito, y hasta se ha ganado la calificación cinco estrellas en Yelp.

 Imagen foto_00000001Imagen foto_00000002

En las redes sociales también revoluciona con su particular atención, al contar con miles de seguidores.

Sin embargo, también ha recibido críticas de quienes consideran que el hecho de que mujeres atiendan en ropa interior atenta contra la igualdad de género.

 Imagen foto_00000004Imagen foto_00000003

Los propietarios se defienden argumentando que el objetivo es empoderar a las mujeres.

"Queremos empoderara a las mujeres para que se sientan bien con ellas mismas", señala el local a través de su página web.

 Imagen foto_00000006Imagen foto_00000005

"Las mujeres de todo el mundo tienen derecho a votar, a ser homosexuales, ser líderes comunitarias exitosas y hasta postularse para presidente", agrega.

El concejal de la ciudad, Mike Fagan, en cambio, no ve con buenos ojos este tipo de negocio y trató, sin éxito, de imponer limitaciones, consigna Daily Mail.

Imagen foto_00000007 

PURANOTICIA / INFOBAE

NOTICIAS RELACIONADAS
barra titular
OTRAS NOTICIAS DESTACADAS
barra titular
Meteorología anuncia lluvias para este domingo en la zona centro sur
Nacional 22/07/2017 Un sistema debilitado afectará desde la Región de Valparaíso hasta Aysén.
Asteroide del tamaño de un campo de fútbol pasará muy cerca de la Tierra este domingo
Internacional 22/07/2017 Conocido como '2017 BS5', fue descubierto en enero por el observatorio de Haleakala (Hawái) y viaja a una velocidad de 5,8 kilómetros por segundo.